Translate

viernes, 10 de febrero de 2017

La alargadas sombras de Grey y la danza oriental II

Ahora que se estrena la segunda parte de la Saga Grey, recupero mi entrada comentando la primera:

"Lo confieso: debo de ser la única mujer del mundo que no se ha leído el libro entero. Me aburría,siempre lo mismo y además cierto personaje  me resultaba insoportable. La primera vez que apareció sonreí, la segunda pensé; vaya, otra vez y la tercera me dije, ¿esto qué es? Ya no leo más.
¿De qué personaje misterioso hablo? Pues nada más y nada menos que de la "diosa que lleva la protagonista dentro". Esta diosa interior sale en los momentos estelares en que Anastasia Steel se siente poderosa y grande.Y esto es lo que me repatea, porque sus momentos de divinidad los siente cuando está con Grey,es decir, gracias a él, bueno y a un conjunto sexy de lentejuelas por ejemplo. Y todo ello aderezado con un látigo y unas esposas, que son la guinda del pastel.
En la danza oriental utilizamos bastante el término diosas,de hecho he visto muchos talleres anunciados con el slogan "saca la diosa que hay en ti", pero  el concepto de "diosa" nada tiene que ver con subyugar a ningún hombre, ni con seducirle. Nuestro poder no se centra en lo sexy u omnipotente que nos haga sentir un hombre,sino en que lo somos por qué sí, y va mucho más allá. Se trata de conectar con nuestra esencia  mágica y poderosa que nos acompaña siempre,tengamos o no pareja. Como si vivimos en un convento y llevamos hábitos: nuestra esencia de mujer tiene un poder inmenso  y no necesitamos a ningún señor que venga a recordárnoslo. A Anastasia le hubieran venido muy bien unas clasecitas de danza del vientre, porque hay vida más alla de Grey."

Marisa Argüelles
Escuela de Danza Oriental de Monterrozas
Tel:916319248-654700193
marguelles10@yahoo.es

No hay comentarios:

Publicar un comentario